las máscaras más caras

Hoy es mi quinto día “Sin maquillaje” .

¿Porqué uso maquillaje? Llevo preguntándome algunos años, pero no pasa nada, sigo usando líneas negras al rededor de los ojos, rímel para pestañas… tampoco usaba tanto. Hasta ahí.

Esa cara de ojos grandes y negros me hacía sentir protegida. Cuando era niña los maestros, ( que tanto se burlaban de mi, porque .. pues era una alumna problema para el sistema público ) decían que mi mirada oscura y penetrante los asustaba y que yo era muy dura.

Pues bien, crecí con esa imagen de mí, detrás de la tristeza y la inseguridad, de querer que me aceptaran, entré en el mundo de los maquillajes.

Mi protección es el maquillaje, el “ideal” de que lo bello tiene un valor que nadie toca ni perturba y que puede situarse por encima de lo demás. Apesta claro, pero eso es lo que TODAVÍA TENGO METIDO EN LAS NEURONAS.

Hace poco pasé un fin de semana junto a muchas personas, y no me puse maquillaje. Paso horas al día pensando, leyendo, señalando malos comportamientos de la sociedad que degeneran en machismo, violencia, hasta ecocidios gracias a la injusticia del género, y soy una presa declarada del modelo objetualizador de la mujer, ¿de dónde viene esto? El último día del campamento mientras observaba mi sensación de verme “desnuda” sin maquillaje ante todos me puse a llorar. Me di cuenta de que había sufrido todo el tiempo pensando en cómo me veían todos, y me di cuenta de lo TONTO de la situación, así que lloraba por el miedo a enfrentarme con una parte de mi MUY fuerte, que busca ante todo ser amada, y lloraba también porque semejante condición me parecía sumamente débil y patético. Yo, aceptémoslo, tengo una tendencia enfermiza a querer agradar. Viene de… bueno.. sabe Dios..

La cuestión es que pensé que el maquillaje era un tema bastante sencillo. Queremos ser hermosos. Critico fácilmente a quienes se hacen cirugías plásticas y tratan de amoldarse a los cánones establecidos como aceptados y susceptibles de ser amados. Y esto de dejarlo no está siendo tan sencillo.

……………………

Lo más importante que hay en mí, no está afuera. Eso lo tengo claro, pero sé que para los demás no es así de claro, y cuando alguien se conoce, no se tiene tanto tiempo para profundizar en el otro y encontrar la esencia interna “valiosa”. Eso me dice que vivimos en un mundo construido de prejuicios. Y al final, pretender que nuestro juicio es el verdadero y buscar siempre encontrar la verdad y vivir dentro de ella es mucho una fantasía.

Si uso maquillaje estoy jugando el juego de las apariencias, del miedo a ser vulnerables e imperfectos. Todavía me veo al espejo y no me gusto. Siento, sinceramente, que si no soy “bonita” no importa cuánto haga de bien, nada importará. No me siento segura con mi pareja, ni con la sociedad. Sé que lo que haga y diga, sin el tamiz de la anticipada aprobación estética, será puesto más en cuestionamiento, y menos aplaudido. Y supongo que prefiero eso.

Es menos fácil, de hecho me siento patética hablando de esto. Miro a las mujeres en el vagón del metrobús destinado a ellas, las mañanas, maquillándose, todas con peinados, ropa, tanto esfuerzo por vernos bien. Y me pregunto, ¿no es lo que damos al mundo  más valioso que un aspecto que es fugaz  y efímero, intrascendente?. Sin embargo, el primer juicio que se tiene de nosotras, es el físico.

Se supone que quiero un mundo mejor.

Tal vez   no sea tan importante, pero pensarme vulnerable durante estos días me hace entonces urgar en mi interior, y reflexionar más. ¿Dónde están las cosas valiosas de la vida? Si nos aman, ¿porqué nos aman? ¿por qué amamos a otros?

El maquillaje es una máscara, una máscara que nos vuelve hermosos, y ser hermosos parece ser señal de fortaleza, al final compitiendo, entre más hermoso se es, parece que más es lo que se gana. Pero las máscaras también son mentiras. Y las mentiras no sirven mucho, ocultan, niegan, y al final son producto del miedo.

Mirando hacia dentro y hacia fuera, en el mundo y en nuestro interior hay cosas que son hermosas, que son poderosas, que van más allá de la apariencia y contienen aquello luminoso, monstruosamente bello, la experiencia humana. No sé qué va a pasar con mi abandono , no sé tampoco si temporal, del maquillaje. Pero mi intento me da mucho qué preguntar. Y en las preguntas encuentro ecos; amigas y amigos que de repente, hemos hecho las mismas preguntas… es un tema escabroso, nadie quiere aceptar que le interesa que lo amen.

Quizá, me digo a mi misma, tengo miedo de mostrarme como realmente soy, pero porque no sé lo maravilloso que puede ser mirarme honestamente. Y dejar que los demás observen el todo; la humanidad con sus imperfecciones, sus fallas, sus contradicciones, su pesar, su aprendizaje, nuestras cicatrices, las lágrimas desnudas, el deseo de ser amado y de amar, no queremos ver lo que nos duele, pero ahí adentro del dolor y la tristeza está la promesa de lo verdaderamente bello; la verdad, lo simple, aquello que nos une.

Shylock nos dice en El mercader de Venecia;

“If you prick us, do we not bleed?
If you tickle us, do we not laugh? If you poison us,
do we not die? And if you wrong us, shall we not revenge?
If we are like you in the rest, we will resemble you in that.”

(Si nos pincháis, ¿no sangramos?

Si nos haceis cosquillas, ¿no nos reímos?, Si nos envenenáis,

¿no nos morimos? Y si nos ultrajáis, ¿no nos vengaremos?

Si nos parecemos en todo lo demás, nos pareceremos también en eso.)

…………………………

¿No somos al final, todos, seres humanos? ¿No es lo humano tremendamente diverso e imperfecto?

Si buscamos la belleza estandarizada, ¿no estamos negando nuestra humanidad? Y si hacemos eso, ¿no nos perdemos entonces de la magia de esta experiencia de vida?

Un guiño cariñoso a Valeria y a Miriam 🙂

Anuncios

Have you been there?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s