Algunas ideas para la organización comunitaria

En estos tiempos misteriosos y trágicos donde ya no sabemos por dónde ni cómo ni qué hacer, la organización comunitaria se presenta como una posible salida a varios problemas. Puede ser una apuesta por la autogestión y la autonomía, como un camino para la defensa de lo común, o como el eslabón perdido de nuestra cadena de convivencia urbana que está toda rota y pateada.

Organizarse es… un ejercicio de colaboración que requiere de convivencia, de pensamiento claro y conciso, de creatividad, estrategia y mucho corazón. De mentes abiertas y analíticas y entusiasmo. Creo yo, digo, porque no tengo la neta del tema, sólo contaré algunas cosas que he visto que funcionan.

Fra Hadeland Folkemuseum. To eldre menn fletter et tau.

1.- Inspiración

Organizar algo necesita inspiración, ayuda mucho un cómplice, -que querrá colaborar contigo si ambos están inspirados. También funciona si el cómplice más bien te quiere tirar la onda (puede pasar, debes estar listo para todo). Las dos sirven. Pero la inspiración es lo que nos permite juntarnos a trabajar con otros, de repente, por una causa. ¿Cómo inspirar a otros? Inspirándose uno solito, con uno mismo. EN PRIVADO jaja. Hasta que estés convencido de porqué quieres hacer lo que quieres hacer, y de que es increíble, necesario, emocionante, y va a cambiarlo todo. Cuando tengas todo eso bien claro y se te note en la primera frase, ya la hiciste.

2.- Comida

Ok, puede sonar a estrategia de disuasión tipo reunión de venta de tupperware, pero, haz la prueba: reúne a amigos a cenar para proponerles algo y después del banquete les pasas un video o un power point y vas a ver sus ojos de satisfacción brillando hacia ti. Haz lo mismo sin comida y tal vez quieran entrarle pero no se sentirán especiales ni amados.

Style:

3.-Claridad

Ten claro qué quieren lograr. Tener diez reuniones y no avanzar es lo más anticlimático de la vida. ¡Oh por Dioooos, llevamos meses de asambleitis y Peña Nieto parece que va a ganar!, y sip, ganó. Perdón mi trauma es ineludible. Reunirse y hablar mucho sin hacer ni lograr nada es decepcionante como una décima cita sin sexo. Como una peli horrible en la cineteca. Aguas con los objetivos abstractos, mejor concretos, medibles y comprobables. Además Metas cortas a corto plazo ayudan a tener más logros y mejores, y crea un sentido común de experiencias positivas = si tienen una identidad de grupo y la construyen con pequeños logros, ¡ya la hicieron!, bueno, no pero para allá van. ¡IDENTIDAD de grupo! La psicología puede ser su amiga en estos casos 🙂

4.-Cultura asamblearia ♥ mon amour

Aprender a llevar una asamblea para que no sea todo un despapaye y acabe el loco del barrio contando sobre cómo terminó coleccionando estampitas a escondidas en el cuarto de su azotea en un relato de media hora. Banda: si hablamos mucho nos odiarán. Se nos van las cabras bien feo. Palabras clave: minuta, orden del día, secretario, moderador, hable claro señor, acuerdos, y aquí encontré algo interesante por si les interesa un poco de metodología.

5.-Diversión

Porque ya todos sabemos lo horrible que es el mundo y la verdad es deprimente y apachurra a cualquiera hablar siempre en negativo, quejarnos sin proponer, victimizarnos, victimizar al otro, culpar siempre al que no está, o peor: al que está enfrente. ¿Se puede organizar algo de forma divertida? Pic nics, conciertos, sopas comunitarias, cineclub callejero, juegos comunitarios, rifas, comidas comunitarias, teatro social etc… cosas comunitarias, ¡aprende comunitario!

6.-Terapia de grupo (electroshocks new age)

Siempre alguien se va a pelear con alguien. Humanos: somos bien basura a veces y siempre hay rivalidades, delirios de grandeza, egos, líderes, seres incomprendidos. Si dejamos que el primer problema personal nos separe, nunca vamos a hacer nada. Hay que aceptar el conflicto, enfrentarlo y dejarlo pasar. Es lo natural. Nadie tiene por qué tener la misma ideología que uno. ¿Como por qué? ¿Tienen declaración de principios? Si sí, entonces cabe la posibilidad de cuestionar que un grupo anticapitalismo, por ejemplo, pueda sacar al mirrey del equipo. Si no, y les preocupa mucho las ideologías del otro, se hace la declaración de  principios y ya está. Pero no recomiendo mucho radicalismo al menos para causas comunes que atañen a diversos sectores. Seremos de diversos partidos, religiones, creencias, preferencias, pero si algo nos une hay que luchar por lo que nos une, no separarnos por lo que OBVIAMENTE no.  Necesitamos aprender mucho de estas cosas. Además no sabemos respetar ni reconocer el trabajo de los otros. Urge aprender a reconocer y agradecer. Siempre siempre hay que reconocerlo, agradecer por la asistencia y la atención. El tiempo del otro es oro. Es su vida, que decide gastar un poco en eso a lo que la invitaste. Chan chaaan. Así que a veces ayuda reunirse a ver qué sentimos todos. Unos minutos. Sin clavarse.

7.-Lenguaje coloquial

Si quieres mantener tu grupo amplio, nutrido de muchos sectores, no hables como si estuvieras en la cátedra de tu doctorado donde todos entienden tus terminajos y tienen tus mismos referentes. No, no todos los sectores los tienen. Dales unas copias al final o algo, pero nadie quiere ser adoctrinado con palabras que no entiende, -a menos que las entiendan-, hacer accesible el conocimiento significa adaptarnos al público, ser sensibles a sus contextos, incluirlos. Preguntarse siempre antes de agarrar el micrófono ” ¿a dónde nos va a llevar esto que diré? ¿se cansarán si hablo mucho? ¿mi tono de voz es aburrido? ¿qué necesitamos oír para MOVILIZARNOS?”

8.-Comunicación

¡Comunicación! Básico, básico para que las cosas funcionen. Poder enterarse de las cosas es un derecho, si se busca una organización democrática entonces todos deben tener acceso a la INFORMACIÓN, no es cualquier cosa. Estructura de flujos de información. Cadenas de teléfono. Listas de correos, páginas, volantes, hojas donde se escriben acuerdos para ser socializados. Mensajes concisos en las redes. Economía del lenguaje. Ser positivo con lo que se dice. Socializar acuerdos y minutas. Etc… etc…¡No te robes el micrófono! yo lo hago siempre y es horrible. Es un pésimo defecto.

9.-Colaboración diversa

O en otras palabras, un grupo pequeño puede lograr mucho, pero un grupo grande ¡podría lograr más! (bien organizado) y para eso se necesita de muchos sectores, de la mayor diversidad posible. ¿Cómo se le atrae? A cada sector una estrategia. A cada sector un lenguaje. Cada persona está llena de un enorme potencial, hay que aprovechar esos potenciales para que cada uno aporte desde sus posibilidades reales. No se puede esperar lo mismo de todos. Unos diseñarán. Unos enviarán corrreos. Unos cocinarán. Unos donarán papel, sillas, letreros. Todos somos valiosos, un grupo de diez personas es un grupo de veinte habilidades, uno de cien contiene miles, y así. Si no funciona el grupo el problema no es la gente, es la estrategia de trabajo, la forma de gestionar el talento, de inspirar los equipos, de administrar el ánimo.

10.- Algunas ideas para organización comunitaria:

Estos son algunos proyectos y estrategias que siempre me han inspirado por su innovación y creatividad:

Sopa de los domingos

Mucha gente se reúne a cocinar una sopa que vende un domingo. Todos aportan con un poco de ingredientes. Algo que ya tengan en casa, por ejemplo. Una vez preparada la venden en la calle y lo que se obtiene se usa para financiar el proyecto de alguien. Se hace un concurso y votación secreta para apoyar al mejor y así en pocas semanas pueden fondearse varios proyectos para una comunidad.

Comida no bombas

03stallRecolectas los desperdicios de los mercados (si hablas con los vendedores que cada día tiran algo que no se vende pueden donártelos) los cocinas en donde se pueda, regalas la comida en la calle. Es divertido, es generoso. Conoces mucha gente.

Café reparación

RC-homepageEste es un hermoso proyecto en donde grupos de vecinos se reúnen en cafés o en talleres especialmente instalados para compartir conocimientos sobre reparación de cosas. Planchas, compus, licuadoras, y así la gente se junta para compartir oficios y saberes, disminuir el consumo de cosas que se van descomponiendo, aprovechar la experiencia de adultos mayores etc…

Tequios (trabajo comunitario)

Gente que se reúne para trabajar voluntariamente ayudando a alguien a hacer algo. No sé, se puede hacer de todo, desde hacer un huerto, limpiar un jardín, quitar cascajo, armar una casa, pintar una escuela etc… comen juntos se la pasan bien, aprenden algo.

Cooperativas de construcción

Es como una tanda pero con casas.

Banco de tiempo

Imagina esto: en una unidad habitacional hay un pizarrón. En el pizarrón hay una lista de servicios que se ofrecen, y una lista de cosas que se necesita hacer. Juntas los cabos, intercambias lo que puedes dar por lo que necesitas. Y se puede hacer más complejo. Se paga con tiempo.

Pic nics

Comida, parque, pasarla bien, ya saben.

Huertos en ventanas

Este es un modelo de trabajo colaborativo a distancia. No sé, se pueden juntar para armar huertos en ventanas de un grupo de amigos actuando como una tanda. Un fin de semana por casa, hasta cerrar el círculo.

Intercambio de tareas

Tú necesitas que alguien pinte tu casa, Ofreces 200 pesos por día. Alguien dice, ¡hey yo puedo hacer eso! Y así con cosas como hacer las compras, llevar paquetes aquí o allá, etc etc… la colaboración no tiene límites. Es un maravilloso universo de amor. Sin fin.

Conclusión -al fin

Hay muchas cosas qué hacer y muchas formas de hacerlas. La cosa es ¡HACER! No siempre nos reunimos por tener la mayor convicción política o social, o por ser los mejor enterados de una causa. Pero si es así, pertenecer a una organización vecinal, política, social, nos ayudará a empaparnos mejor de la información necesaria para tomar ciertas decisiones. A veces nos unimos a una causa por el puro gusto y la enorme necesidad humana de CONVIVIR. Y en esto no encuentro nada de malo porque he visto cómo muchas organizaciones ciudadanas se mantienen a flote gracias a la convivencia y a que se vuelven espacios de desahogo y contención para muchos individuos.

El mundo rápido de hoy nos aleja los unos de los otros. Nos hace poco sensibles a la realidad ajena. Y no sólo por los cambios políticos necesarios es que la organización civil urge en ciudades grandes y pequeñas. También porque estamos necesitando desarrollar mejor nuestra empatía. Y movernos hacia puntos más humanos, donde pensarnos y entendernos a nosotros mismos.

Estas no son reglas, son sólo cosas que he visto que funcionan. Hay miles más. Mejores. La estrategia no es una receta. Es una forma de vida, una forma de pensar, una manera de actuar para lograr cosas.

Isa, tirando línea desde 1984

Anuncios

2 comentarios en “Algunas ideas para la organización comunitaria

  1. y establecer juegos de ajedrez en los parques, tocadas de guitarra con canciones, cinito itinerante, en fin, dar uso a los espacios públicos con actividades lúdicas.

Have you been there?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s